La computadora es genial para aprender a utilizar el mouse (ratón), jugar y dibujar. Cualquier duda que tengas siempre pregunta a tus padres o hermanos mayores para que te ayuden a encontrar lo que necesitas...
                                                                            Internet es un lugar genial dónde puedes hablar con tus amigos y amigas, aprender muchas cosas y divertirte. Seguro que te lo pasarás muy bien si sigues estos consejos: -No envíes fotografías tuyas ni des nunca tu nombre, tu dirección o tu teléfono cuando navegues por Internet. Pide permiso de tus padres o docentes. -Guarda en secreto tu contraseña de acceso al correo y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Sólo tus padres la pueden saber. -Si has conocido a alguien, explícalo a tus padres y preséntales a tus nuevos amigos. -Si quieres quedar en persona con alguien que hayas conocido por la red, pide permiso a los padres y que te acompañen cuando se encuentren. -En la red hay muchísimas cosas buenas, pero también hay algunas malas. Si en una web encuentras alguna palabra o foto que te hace sentir mal, sal de la página y no dejes que te moleste. Explícalo a tus padres o docente. -Participar en un chat puede ser muy divertido, pero no te quedes en una sala de chats si alguien te hace sentir incómodo o te molesta. -El correo electrónico es un gran invento. Pero para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida, si no es con el permiso de tus padres o docentes.
                                                                            Internet es un lugar genial donde puedes hablar con gente de todas partes y hacer nuevos amigos y amigas, aprender cosas sobre cualquier tema que te guste y pasártelo genial. Pero estés donde estés cuando navegas por Internet, hay gente de toda clase, algunas con buenas intenciones y algunas otras que quizás te pueden engañar. Por eso te damos algunos consejos sencillos que te ayudarán a navegar más seguro: -No des nunca tu nombre, dirección ni teléfono cuando navegues por Internet. Tampoco envíes fotografías tuyas a desconocidos. -Controla tu lista de contactos de mensajería instantánea y guarda tu contraseña en secreto y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Alguien la podría utilizar y hacerse pasar por tí. -Si haces nuevos amigos, explícalo a tus padres y preséntaselos. -Si quieres quedar en persona con alguien que hayas conocido por la red, pide permiso a tus padres y que te acompañen al encuentro. -En la red hay muchísimas cosas buenas, pero también hay alguna mala. Si en una web encuentras alguna palabra o foto que te hace sentir mal, sal de la página y no dejes que te moleste. Explícalo a tus padres o docentes. -Participar en un chat  puede ser muy divertido, pero no te quedes en una sala de chats si alguien te hace sentir incómodo o te molesta. -El correo electrónico y la mensajería instantánea son unos grandes inventos. Pero para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida. -Si quieres comprar o hacer algo por Internet que pueda costarle dinero a tu familia, hazlo siempre con el permiso y la ayuda de tus padres. -Tus padres y tú deben ser un equipo. Les puedes enseñar a utilizar Internet y mostrarles las páginas web que visitas y qué haces cuando navegas. Ellos y tus docentes, te pueden ayudar a seguir unas pautas para que te lo pases bien y estés seguro mientras navegas. -Cuando navegues por Internet y algún amigo o amiga te proponga hacer algo, no lo hagas si crees que a tus padres no les gustaría. Eres una persona fuerte y responsable, y a veces hace falta que le digas a alguien "no" para que puedas hacer aquello que está bien.
                                                                        Internet es genial: te permite hablar con gente de todas partes, hacer nuevos amigos y amigas, aprender cosas sobre cualquier tema que te guste, divertirte... Pero a veces puedes encontrarte en situaciones desagradables que puedes evitar siguiendo unos sencillos consejos: -Cuando navegues o te comuniques a través de Internet, no envíes fotografías tuyas ni des nunca tus datos personales (nombre, dirección, teléfono, etc.) a nadie, aunque parezca ser amigo tuyo. Tampoco publiques nada en tu blog que te pueda identificar a tí o a tus amigos. -Controla tu lista de contactos de mensajería instantánea y guarda tu contraseña en secreto y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Alguien la podría utilizar y hacerse pasar por tí. -Quizás hagas nuevos amigos. Recuerda que la gente no siempre es tan legal en la realidad como lo demuestra por la red. Explica a alguien de confianza a quién has conocido y preséntales a tus nuevos amigos. -Si quieres quedar con alguien que has conocido, habla con algún amigo o amiga o con tus padres y pídele que te acompañe a la primera cita. Estarás más seguro si quedas en un lugar público. -En la red hay cantidad de cosas buenas y ciertas, pero también encontrarás malas y falsas. No te creas todo lo que encuentres en Internet y, si en una web encuentras algo que te hace sentir incómodo, habla con algún amigo o amiga, con tus padres o con el docente. -Participar en un chat puede ser super divertido, pero no te creas todo lo que la gente te dice. Si alguien te molesta o te hace sentir incómodo o preocupado, sal enseguida y dilo a alguien de confianza. Recuerda que en un chat tu seguridad depende básicamente de tí. -El correo electrónico y la mensajería instantánea son unos grandes inventos. Para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida. Y si recibes algún mensaje desagradable o insinuándose, para evitarte problemas mejor que no contestes, porque sólo conseguirías animar a la persona que lo ha escrito. -Si quieres comprar o hacer algo por Internet que pueda costarle dinero a tu familia, habla antes con tus padres. No des a nadie el número de tu tarjeta de crédito o datos bancarios, porque alguien lo podría usar para robarte. Ten cuidado con los programas que te descargas de la red, pues podrías descargarte algún virus o programas espías. Tampoco debes descargar música o películas de Internet para hacer copias. La mayoría están protegidas por las leyes de propiedad intelectual. En la red hay mucha información fiable, pero también dudosa. Antes de tragarte alguna mentira, consulta la fuente de información y confírmalo con algún adulto de confianza. Si tienes que utilizar algún texto, imagen o dibujo de Internet no olvides citar el autor o la fuente de las cual los has obtenido. Si quieres ahorrarte posibles problemas y ser un buen ciudadano en línea, actúa correctamente y evita hacer nada que pueda perjudicar a otra gente porque puedes estar cometiendo algún delito como por ejemplo amenazar, difamar, atacar el derecho a la intimidad enviando fotografías de compañeros...
© planetadibujos
Comparte esta página
CONSEJOS POR EDADES
Fuente: Segu-Kids
Niños de 4 a 7 años
Niños de 8 a 10 años
Niños de 11 a 13 años
Jóvenes de 14 a 15 años
Gracias por compartir
Fuente: Segu-Kids
Comparte esta página
© planetadibujos 
CONSEJOS POR EDADES
Niños de 4 a 7 años
La computadora es genial para aprender a utilizar el mouse (ratón), jugar y dibujar. Cualquier duda que tengas siempre pregunta a tus padres o hermanos mayores para que te ayuden a encontrar lo que necesitas...
Niños de 8 a 10 años
Internet es un lugar genial dónde puedes hablar con tus amigos y amigas, aprender muchas cosas y divertirte. Seguro que te lo pasarás muy bien si sigues estos consejos: -No envíes fotografías tuyas ni des nunca tu nombre, tu dirección o tu teléfono cuando navegues por Internet. Pide permiso de tus padres o docentes. -Guarda en secreto tu contraseña de acceso al correo y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Sólo tus padres la pueden saber. -Si has conocido a alguien, explícalo a tus padres y preséntales a tus nuevos amigos. -Si quieres quedar en persona con alguien que hayas conocido por la red, pide permiso a los padres y que te acompañen cuando se encuentren. -En la red hay muchísimas cosas buenas, pero también hay algunas malas. Si en una web encuentras alguna palabra o foto que te hace sentir mal, sal de la página y no dejes que te moleste. Explícalo a tus padres o docente. -Participar en un chat puede ser muy divertido, pero no te quedes en una sala de chats si alguien te hace sentir incómodo o te molesta. -El correo electrónico es un gran invento. Pero para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida, si no es con el permiso de tus padres o docentes.
Niños de 11 a 13 años
Internet es un lugar genial donde puedes hablar con gente de todas partes y hacer nuevos amigos y amigas, aprender cosas sobre cualquier tema que te guste y pasártelo genial. Pero estés donde estés cuando navegas por Internet, hay gente de toda clase, algunas con buenas intenciones y algunas otras que quizás te pueden engañar. Por eso te damos algunos consejos sencillos que te ayudarán a navegar más seguro: -No des nunca tu nombre, dirección ni teléfono cuando navegues por Internet. Tampoco envíes fotografías tuyas a desconocidos. -Controla tu lista de contactos de mensajería instantánea y guarda tu contraseña en secreto y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Alguien la podría utilizar y hacerse pasar por tí. -Si haces nuevos amigos, explícalo a tus padres y preséntaselos. -Si quieres quedar en persona con alguien que hayas conocido por la red, pide permiso a tus padres y que te acompañen al encuentro. -En la red hay muchísimas cosas buenas, pero también hay alguna mala. Si en una web encuentras alguna palabra o foto que te hace sentir mal, sal de la página y no dejes que te moleste. Explícalo a tus padres o docentes. -Participar en un chat  puede ser muy divertido, pero no te quedes en una sala de chats si alguien te hace sentir incómodo o te molesta. -El correo electrónico y la mensajería instantánea son unos grandes inventos. Pero para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida. -Si quieres comprar o hacer algo por Internet que pueda costarle dinero a tu familia, hazlo siempre con el permiso y la ayuda de tus padres. -Tus padres y tú deben ser un equipo. Les puedes enseñar a utilizar Internet y mostrarles las páginas web que visitas y qué haces cuando navegas. Ellos y tus docentes, te pueden ayudar a seguir unas pautas para que te lo pases bien y estés seguro mientras navegas. -Cuando navegues por Internet y algún amigo o amiga te proponga hacer algo, no lo hagas si crees que a tus padres no les gustaría. Eres una persona fuerte y responsable, y a veces hace falta que le digas a alguien "no" para que puedas hacer aquello que está bien.
Jóvenes de 14 a 15 años
Internet es genial: te permite hablar con gente de todas partes, hacer nuevos amigos y amigas, aprender cosas sobre cualquier tema que te guste, divertirte... Pero a veces puedes encontrarte en situaciones desagradables que puedes evitar siguiendo unos sencillos consejos: -Cuando navegues o te comuniques a través de Internet, no envíes fotografías tuyas ni des nunca tus datos personales (nombre, dirección, teléfono, etc.) a nadie, aunque parezca ser amigo tuyo. Tampoco publiques nada en tu blog que te pueda identificar a tí o a tus amigos. -Controla tu lista de contactos de mensajería instantánea y guarda tu contraseña en secreto y no la des a nadie (ni siquiera a tu mejor amigo o amiga). Alguien la podría utilizar y hacerse pasar por tí. -Quizás hagas nuevos amigos. Recuerda que la gente no siempre es tan legal en la realidad como lo demuestra por la red. Explica a alguien de confianza a quién has conocido y preséntales a tus nuevos amigos. -Si quieres quedar con alguien que has conocido, habla con algún amigo o amiga o con tus padres y pídele que te acompañe a la primera cita. Estarás más seguro si quedas en un lugar público. -En la red hay cantidad de cosas buenas y ciertas, pero también encontrarás malas y falsas. No te creas todo lo que encuentres en Internet y, si en una web encuentras algo que te hace sentir incómodo, habla con algún amigo o amiga, con tus padres o con el docente. -Participar en un chat puede ser super divertido, pero no te creas todo lo que la gente te dice. Si alguien te molesta o te hace sentir incómodo o preocupado, sal enseguida y dilo a alguien de confianza. Recuerda que en un chat tu seguridad depende básicamente de tí. -El correo electrónico y la mensajería instantánea son unos grandes inventos. Para tu seguridad, no abras ni leas mensajes o archivos que te envíe alguna persona desconocida. Y si recibes algún mensaje desagradable o insinuándose, para evitarte problemas mejor que no contestes, porque sólo conseguirías animar a la persona que lo ha escrito. -Si quieres comprar o hacer algo por Internet que pueda costarle dinero a tu familia, habla antes con tus padres. No des a nadie el número de tu tarjeta de crédito o datos bancarios, porque alguien lo podría usar para robarte. Ten cuidado con los programas que te descargas de la red, pues podrías descargarte algún virus o programas espías. Tampoco debes descargar música o películas de Internet para hacer copias. La mayoría están protegidas por las leyes de propiedad intelectual. En la red hay mucha información fiable, pero también dudosa. Antes de tragarte alguna mentira, consulta la fuente de información y confírmalo con algún adulto de confianza. Si tienes que utilizar algún texto, imagen o dibujo de Internet no olvides citar el autor o la fuente de las cual los has obtenido. Si quieres ahorrarte posibles problemas y ser un buen ciudadano en línea, actúa correctamente y evita hacer nada que pueda perjudicar a otra gente porque puedes estar cometiendo algún delito como por ejemplo amenazar, difamar, atacar el derecho a la intimidad enviando fotografías de compañeros...
Gracias por compartir
Hola soy un aviso // botones de compartir de add this